¿CÓMO LOGRO QUE MI CACHORRO ME OBEDEZCA?

ENTRÉNALO

¿CÓMO LOGRO QUE MI CACHORRO ME OBEDEZCA?

Lo primero es conocer cuál es el lenguaje de tu perro y así establecer una adecuada comunicación.

Los perros no distinguen lo que está bien de aquello que está mal, sino que actúan por asociación. Si una acción tiene consecuencias agradables, la repiten. Si los resultados son desagradables, la evitan. Por ello, el principio básico del entrenamiento de un perro es recompensar el comportamiento que deseas que se repita.

Uno de los refuerzos más poderosos es el juego, todos los perros son juguetones por naturaleza y les encanta convivir con sus dueños, por lo que si utilizas caricias como recompensa, será más fácil reforzar esa actividad y luego se volverá una rutina.

Es mejor utilizar refuerzos positivos para el entrenamiento en lugar de llamadas de atención o castigos, pues éstos pueden desencadenar temor o desconfianza.